El baggle, el otro bocadillo callejero de Nueva York

por el 13 diciembre 2015

4570748035_a59e6512e5_z

Cuando se pasea por las calles de una ciudad como Nueva York, es fácil sentir muchas sensaciones. La majestuosidad de los edificios, la magia que esconde cada uno de los rincones que vemos y sobre todo, la experiencia de poder visitar uno de los lugares más intensos del planeta. Otra de las sensaciones que puede llegar a producir es la de hambre. Y por ello, en muchas de las calles de Nueva York se puede encontrar una extensa variedad de carritos de comida para disfrutar mientras caminamos.

Posiblemente, lo más conocido sea la hamburguesa y el hot-dog, dos especialidades que se pueden disfrutar en la calle, pero hay más tipos de bocadillos que están presentes en los puestos ambulantes y en muchos restaurantes de comida rápida de la ciudad. Uno de ellos es el baggle, un panecillo con forma de donut, salado, que se puede saborear relleno de muchos ingredientes.

Su origen se sitúa en Polonia, durante el siglo XV, aproximadamente. Se utilizaba como regalo a las mujeres embarazadas y poco a poco, fue extendiéndose por la población llegando a ser uno de los pilares de la gastronomía polaca. Después fue adoptado por los judíos y se extendió por Europa. Se hizo muy popular en Londres, aunque fue cuando llegó a Estados Unidos cuando se convirtió en algo realmente popular.

En Nueva York suele elaborarse con harina de trigo, aromatizada con algún ingrediente más y antes de ponerse en el horno se cuece ligeramente en agua. Así se crea una capa externa crujiente, una de sus características principales. Sobre la corteza puede añadirse semillas de sésamo, amapola, cebolla o ajos picados, para darle más sabor.

En cuanto al relleno, una de las maneras tradicionales es utilizar queso de untar con salmón y algún condimento más. Pero, realmente, puede utilizarse como un bocadillo normal y admite cualquier tipo de relleno, así que no hay ninguna norma sobre como puede disfrutarse. En Nueva York hay establecimientos especializados que pueden ofrecer cualquier tipo de mezcla y que son, junto a la hamburguesa y el hot-dog, los atuénticos bocadillos de Nueva York.

Foto | M ani – Flickr
Vía | Wikipedia

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información