La mansión de Madame LaLaurie, un museo del horror en Nueva Orleans

por el 7 Noviembre 2015

mansion_lalaurie

La historia de los Estados Unidos tiene a varios personajes oscuros que han pasado a formar parte de la crónica negra de ese país. Pese a ser personas que han tenido una terrible historia, que muchas veces está cubierta de sangre, se ha creado una especie de leyenda en torno a ellos. De hecho, en Nueva Orleans se ha creado un museo donde vivió uno de estos sangrientos seres que pintaron de rojo la historia de la ciudad. Se trata de Marie Delphine LaLaurie, una dama de la alta sociedad a la que se acusó de maltratar y torturar de manera muy cruel a los esclavos de su casa.

Vivió en un momento en que la esclavitud estaba legalizada y en su hogar vivían varios de ellos, de ambos sexos. La historia cuenta que esta mujer era muy cruel con ellos, algo que no resultaba extraño en esa época, anterior a la abolición de esa práctica inhumana. Pero al parecer, la locura se afianzó en su cabeza y comenzó a realizar actos que eran censurables y perseguidos. Incluso fue denunciada por uno de esos primeros actos.

Cuenta la leyenda que una pequeña de ocho años servía en su casa y durante un peinado, provocó un tirón en el pelo, por lo que Madame LaLaurie se enfadó y acabó tirándola por un balcón desde el segundo piso de su mansión. A consecuencia de esto, la pequeña murió y fue enterrada en el jardín. A esta niña le siguieron decenas de esclavos, que eran subidos al desván y torturados solo por diversión. Madame LaLaurie les hacía todo tipo de maldades, y cuando morían, eran enterrados en la propia casa.

Esto es lo que se cuenta en los libros de historia y lo que narran los guías de la mansión, convertida hoy en un museo de los horrores, que lleva a los visitantes a un recorrido por la casa, desde la cocina donde se provocó el incendio que mostró a las autoridades los horrores de la casa hasta el desván donde eran torturados y asesinados los esclavos.

Está ubicada en el 1140 de Royal Street y tras la huida de la familia tras conocerse lo sucedido fue ocupada por vagabundos, que la usaron de hogar provisional. Después fue restaurada y convertida en una escuela pública, un conservatorio, edificio municipal, bar, una tienda de muebles y en edificio de apartamentos de lujo. Finalmente, fue comprada por el actor Nicolas Cage, pero este la perdió por no pagar la hipoteca. Hoy es un museo dedicado a la oscura historia de esta dama de la alta sociedad convertida en asesina en serie.

Madame LaLaurie murió en París en el año 1842 y según algunos historiadores, aunque se trataba de una ama severa y que trataba con crueldad a sus esclavos, pero no cometió todas esas atrocidades. Al parecer, toda la leyenda parte de un libro, pensado para conseguir aumentar la popularidad de la mujer y aprovechar su fama. También fue una de las protagonistas de la serie de televisión American Horror Story Coven, donde parte de la acción transcurría en esta mansión. ¿Verdad o mentira? Quizá tengamos que visitar la mansión LaLaurie para averiguarlo.

Vía | Wikipedia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información