El jardín más lindo del mundo

por el 27 Abril 2017

Un sitio que se renueva año a año

Hoy te contaremos acerca de algunas características del jardín Keukenhof, un lugar de Holanda que vale la pena conocer por sus colores, aromas y su tradición. Quienes quieran recorrerlo podrán hacerlo hasta el próximo 21 de mayo.

Desde la década del 50 cada primavera de Lisse (Holanda) se llena de colores abriendo sus puertas a un bonito jardín, el Keukenhof. Sus 32 hectáreas se poblarán de narcisos, gladiolos, rosas, orquídeas, tulipanes de miles de colores.

Cada año este jardín vuelve a ser diseñado enfocándose en un tema principal. En esta oportunidad de podrá ver un diseño típicamente holandés, que se caracterizará por representar la sobriedad de Holanda con algunos aspectos más innovadores.

Se confeccionó un gran mosaico de 250 metros cuadrados en el que se reprodujo un cuadro de Piet Mondrain (pintor vanguardista y fundador del neoplasticismo). En este lugar se puede apreciar como diferentes figuras geométricas crean una imponente visión.

Cada año este jardín vuelve a ser diseñado enfocándose en un tema principal.

Un punto interesante antes de visitar el lugar es saber que el término Keukenhof quiere decir ‘el jardín de la cocina’, esto se debe a que hasta hace algunos años el lugar albergaba una huerta y campos de caza encargados de abastecer el castillo de Teylingen.

En el año 1949 algunos productores de flores se pusieron de acuerdo para crear un centro expositor, y cada año son más de 100 empresas dedicadas al cultivo de tulipanes que presentan las variedades.

La flor nacional

La flor nacional de Holanda es el tulipán, pero esta flor no es originaria del país, en realidad proviene de Asia Central. Los primeros ejemplares se encontraban en las montañas Tian Shan, en las proximidades del Himalaya. Los turcos se encargaron de llevarlos al Imperio Otomano, para convertirse en una de las flores elegidas por los sultanes.

La flor nacional de Holanda es el tulipán

En el año 1562 un diplomático austriaco los llevó a Europa después de haber vivido en Turquía, llevando también algunas muestras al jardín botánico de Leiden, donde comenzaron su cultivo.

Este parque tiene sus orígenes en 1857, en sus comienzos fue diseñado por el arquitecto Jan David Zocher. El lugar cuenta con sitios de jardín, además de árboles centenarios puentes, canales, incluso se puede dar un paseo en barco. El lugar se ha dividido en cuatro partes, en cada una de estas partes ofrecen a los visitantes restaurantes y cafés para descansar.

En uno de los pabellones se pueden ver diferentes orquídeas del mundo, en otro cuentan la historia y la manera de cultivar los tulipanes. En un tercer pabellón realizan arreglos florales, y en el cuarto se realizan ‘flowers shows’ que participan de un concurso.

Vía | Clarin
Foto | Pixabay – Toddwmac / Pixabay – 3d man

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información