Parque Nacional de Ifrane

por el 2 Mayo 2017

Un sitio que tienes que visitar en Marruecos

El día de hoy te contaremos algunas características del Parque Nacional de Ifrane, en Marruecos. Se trata de una zona protegida que se ubica en la cordillera del Atlas medio, su extensión es de 500 kilómetros cuadrados.

Una parte importante de este parque está cubierto en bosques de cedros. El parque está considerado como uno de los pocos hábitats que quedan para que pueda vivir el mono de Berbería. Un mono prehistórico que antes vivía en una amplia zona del norte de África, lamentablemente en la actualidad solo llega a sobrevivir como una especie que se encuentra en peligro de extinción en sitios muy protegidos, restringidos y fragmentados.

Además, en el Parque Nacional de Ifrane encontramos bonitos lagos de media montaña, estos lagos son de orígenes cásticos, los lagos de alta montaña (también dentro del parte) son de origen tectónico.

El parque se podría visitar tomando tres rutas diferentes.

El parque se podría visitar tomando tres rutas diferentes: la ruta norte (recorriendo los lago de Ifrane), la ruta del centro (llamada por muchos como ruta del Oum Rbia) y la ruta sur (ruta de Kehnifra y Timahdite).

En Marruecos encontramos 120 lagos de montaña, solo cinco de ellos están en la categoría de Ramsar (tratado Internacional de Protección de los Espacios Húmedos Naturales, 1971). Tratado al que se adhirió Marruecos en el año 1980.

Tres de estos cinco lagos se encuentran en el Parque Nacional de Ifrane: el lago Aguelmam Afnnourir, el Aguelmam Sidi Ali, y Aguelmam Tifounassine.

La ruta de los lagos tiene una forma que podría ser considerada como circular, abarcando unos 63 kilómetros, se podría realizar entre cuatro y seis horas. A este circuito podemos agregar la visita a algunas estaciones de ski, como Habri y Michlifen.

La ruta empieza a unos 17 kilómetros de Ifrane a solo dos kilómetros se podrá encontrar el lago Aoua, uno de los más importantes de todos. El circuito está bastante bien señalizado, está asfaltada en su totalidad. Se puede recorrer usando un vehículo convencional. La mejor época para su visita en en otoño, un momento en que los árboles adquieren un bonito color, también aconsejamos las visitas entre mayo y junio, en primavera, por el colorido del paisaje.

El Lago Aoua tiene una superficie de 140 hectáreas de superficie inundada, con una cota de 1,460 metros. Cuando se encuentra en su mayor capacidad tiene una superficie de hasta 7 metros. Se trata de un lago de origen cárstico, exorreico ya que cuenta con una salida natural de las aguas, además de recibir aguas de los causes que nacen en el Djbel Aoua.

Vía | Wikipedia
Foto | Pixabay – Islanprone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información