Una sorprendente laguna rosa

por el 2 septiembre 2016

Un sitio impactante

Recientemente se pudo ver en México uno de los fenómenos naturales más interesantes e impactantes. En Las Coloradas las aguas se han teñido de un particular tono rosa, un tono inusual y muy llamativo.

En México existe un pequeño y pintoresco pueblo llamado Las Coloradas, esta comunidad pesquera se encuentra en la Península de Yucatán, un sitio muy visitado por quienes buscan retratar uno de los paisajes más espectaculares y singulares del planeta.

Una laguna escondida en el paraíso

La conocida por todos como Laguna Rosa está escondida en un verdadero paraíso, por su singularidad atrae año a año a muchos turistas de todas partes del mundo. Además, la zona brinda la posibilidad de disfrutar del mejor turismo sustentable con propuestas vinculadas al ecoturismo, un manera interesante de cuidar la Tierra y disfrutar la naturaleza desde diferentes aspectos.

Si nos preguntamos las razones por las cuales la laguna se vuelve rosa debemos acudir a la ciencia, se sabe que en ese sitio viven diferentes microorganismos unicelulares que habitan en aguas con alto contenido de sal. Las membranas de tono rojo generan que el lago luzca de tono rosado, un color que a la vista es muy impactante.

En ese sitio encontramos diferentes microorganismos unicelulares que habitan en aguas con alto contenido de sal.

Lo que provoca el efecto es que resalte de la naturaleza que lo rodea, especialmente la arena blanca (que es simplemente sal).

Una zona protegida

Las playas Las Coloradas fueron declaradas como una zona de protección de Tortugas Marinas en el año 1986. En esta zona podemos encontrar algunas de las especies más extrañas del mundo: la Caguama, la Blanca y la Carey. Además se pueden ver los más lindos flamencos que llegan a la zona de a miles.

En la zona se encuentran las salineras de mayor tamaño de México, una de las actividades económicas más importantes. Pero, además, de la industria de la sal en la zona viven del turismo, que si bien no es masivo todos los años acuden al lugar muchas personas para disfrutar de los más bonitos paisajes y de la imponente naturaleza. Los restaurantes de la zona se especializan en platos de mariscos.

La Laguna Rosa se ha convertido en un furor en los últimos días, los locales aconsejan bañarse en las aguas en las que se combina la sal y los microorganismo.

Llegar al lugar no es nada complicado, desde Mérida son apenas dos horas de viaje por la ruta Motul. Lo único negativo es que no tienen infraestructura hotelera, pero en sus cercanías si encontramos.

Un fenómeno similar se presenta en las Cataratas de Sandre, en la Antártida. Y en otros sitios más del mundo, como en la laguna Roa en Senala, en Australia se puede ver en el lago Hillier y en Kenia se encuentra Magadi, una zona con altos contenidos en salinidad en sus aguas.

Vía | Infobae
Foto | Flickr – W Rodriguez

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información