Villach, ciudad de los lagos y la belleza

por el 24 Julio 2013

Villach
Al sur de Austria y a escasos kilómetros de la frontera con Italia, encontramos la localidad de Villach. Perteneciente al estado de Corintia, es la segunda ciudad más importante del mismo tras Klagenfurt y es muy conocida por la confluencia de lagos que se dan en el lugar.

Su antigüedad data de la Edad de Piedra, aunque tuvo mayor relevancia en la época romana, de la cual procede, según dicen, su nombre. Cuna del protestantismo y de diversos cambios en su evolución, a través de los siglos, fue muy castigada durante la II Guerra Mundial con más de cuarenta ataques aéreos.

Pero, en la actualidad, Villach es un magnífico destino turístico. La belleza de su paisaje (desde ella podemos divisar los Alpes Adriáticos) se combina con la maravilla de estos lagos. Entre ellos tenemos que destacar el Ossiacher See (el tercero más grande de todo el estado), el Faaker See, el Silbersee, el Vassacher See, el Magdalensee y el Saint Leonharder See, lugares muy destinados al turismo, sobre todo en verano.

Para una visita algo más cultural, Villach también ofrece varios lugares de interés. En la Hauptplatz, encontramos el Paracelsuahof, un antiguo edificio llamado así en honor de una familia muy famosa de médicos, los Paracelso, y, que en la actualidad, es visitado por muchos turistas para admirar su patio renacentista y disfrutar de conciertos y eventos que se realizan en su interior.

Otro lugar que debemos visitar es el Museo de la ciudad o Stadtmuseum. Fundado en 1873, ha tenido más de una ubicación debida a diferentes circunstancias. Actualmente se encuentra localizado en la zona de Widmanngasse y está dedicado a la historia de la ciudad, a través de diferentes obras escultóricas, pictóricas y reliquias que se remontan al Neolítico.

La Iglesia de San Nicolás es un edificio de estilo neo-gótico y que data del siglo XIV. Con una magnífica fachada, posee, en su interior, un altar mayor y dos altares laterales de finales del XIX. Destacan también los paneles en relieve que representan a diversos santos como San Francisco o Santa María y su magistral órgano.

Otro lugar religioso que no nos podemos perder es la Iglesia de Santa Cruz, de estilo barroco tardío. Construida en planta cruciforme, destaca sobre todo su interior, con unos excelentes frescos en sus bóvedas, pintados en estilo expresionista en 1960, y en el recinto del coro, representando la resurrección de Cristo.

Cultura y ocio al aire libre pueden ser encontrados en esta bella localidad de Villach. Para los que buscan vacaciones culturales, hay diversos lugares para ello. Para los que prefieran relax y tranquilidad, la diversidad de sus lagos nos puede proporcionar unas estupendas vacaciones.

Vía | wikipedia
Foto | flickr-Roland

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Enlaces a esta entrada

  1. Heiligenblut, sangre santa en el estado de Carintia - Austria 28 Diciembre, 2013

Utilizamos cookies, tanto propias como de terceros, para mejorar la navegación, nuestros servicios y recoger información estadística. Al acceder a está aceptando su instalación y uso en los términos de nuestra política de cookies. Más información