Las Cuevas de San José en Vall d’Uxó te llevan al interior de la Tierra

Las Cuevas de San José en Vall d’Uxó te llevan al interior de la Tierra

Escrito por: Victor Alós    23 agosto 2014     Comentario     2 minutos

La presencia de ríos subterráneos suele anunciar la existencia de cuevas, que, con un poco de suerte, pueden ser visitables. En la localidad de Vall d’Uixó se encontró, hace algo más de 100 años, un complejo entramado de grutas gracias a la existencia de una corriente de agua que surgía de la montaña. Poco a […]

La presencia de ríos subterráneos suele anunciar la existencia de cuevas, que, con un poco de suerte, pueden ser visitables. En la localidad de Vall d’Uixó se encontró, hace algo más de 100 años, un complejo entramado de grutas gracias a la existencia de una corriente de agua que surgía de la montaña. Poco a poco, los espeleologos fueron descubriendo más y más terreno dentro de la tierra y hoy se conocen como las Grutas de San José. Merece la pena consultar la mejor selección de hoteles en Castellón para organizar una visita.

Enclavadas en un paraje a las afueras de Vall d’Uxó, están consideradas como el río subterráneo navegable más importante de España y uno de los más impresionantes de Europa. Durante todo el día se puede navegar por el río que abrió en su momento estas grutas gracias a las barcas que recorren los casi dos kilómetros de recorrido habilitado.

En este, se pueden admirar varias formaciones en las paredes y el suelo de las grutas con formas curiosas que recuerdan a animales y que la sabiduría popular ha bautizado con nombres como el Perro Pachón o el Cocodrilo. Además, el agua ha creado formaciones de estalagtitas y estalagmitas con millones de años de antigüedad que sorprenden por su presencia y belleza a ojos del visitante.

Además de la parte navegable, hay un recorrido a pie de 255 metros, en el que se puede caminar por algunas galerías que el agua despejó hace siglos. Toda la gruta está completamente habilitada para la visita y el nivel del agua se mantiene estable gracias a un sistema de compuertas, que evita que suba o baje demasiado.

El río continúa al menos dos kilómetros más montaña adentro, en una zona no visitable por el momento, aunque todavía no se conoce el origen del mismo y hasta dónde llegan las cuevas.

Después de la visita, se puede disfrutar del paraje, donde hay varios restaurantes y una zona de picnic para comer al aire libre y acabar la visita a este paraje impresionante que estuvo oculto durante milenios.

Vía | Web Grutas San José


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.