Fraumünster, una visita imprescindible en Zürich

Fraumünster, una visita imprescindible en Zürich

Escrito por: mvargas    21 junio 2015     Sin comentarios     2 minutos

La turística ciudad suiza de Zürich cuenta con tres templos imprescindibles que cualquier visita no se debería de perder: el Grossmünster, con su par de campanarios gemelos que, posiblemente, sean el monumento más famoso de la ciudad; la iglesia de San Pedro, o Peterskirche, la cual alberga uno de los relojes murales más grandes del mundo, y, por último, la Fraumünster, o la iglesia de Nuestra Señora, edificio al que hoy, desde Por Conocer, nos pretendemos acercar.

Dicha iglesia forma parte del perfil de la ciudad de Zürich y fue contruida a mediados del siglo IV en la orilla occidental del río Limmat, exactamente en el lado opuesto del mismo donde se encuentra la citada Grossmünster. Hoy en día, su fachada es una de las imágenes más fotografiadas por los viajeros y atrae a muchísimos visitantes que, entre otras cosas, buscan sus famosas vidrieras, diseñadas estas por Augusto Giacometti en el transepto y por el pintor Marc Chagall en el coro en la década de los años 1960. En la visita se recomienda recorrer el claustro románico y contemplar dichas vidrieras, el color de ellas, la luz que dan, lo hermosas que son.

Nada más observar su cúpula de color verdoso, tan típica de esta zona de Europa, nos transportamos a la época en la que fue construida, momento en el cual la religión y la iglesia tenían mucho más protagonismo e importancia. Aún así, a través de ella, también podemos conocer un poco más a fondo la historia de una ciudad como Zürich, los detalles de su arquitectura y cómo era todo allá por el siglo IX.

Vía | Wikipedia
Foto | Flickr-Luftphilia


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.