Murcia, la Huerta de Europa

Murcia, la Huerta de Europa

Escrito por: slopez    19 febrero 2013     Comentario     3 minutos

En el centro del Valle del Río Segura se encuentra la ciudad de Murcia, séptima ciudad española en población, con casi cuatrocientos cincuenta mil habitantes, es una localidad de gran importancia industrial y cultural, no sólo para España sino también para el resto de Europa.

Ciudad de gran importancia a nivel de servicios, destaca sobre todo por su exportación agrícola, de gran especialización ya desde la primera mitad del siglo XX. No en vano es conocida por la Huerta de Europa. La industria textil, alimentaria, química o de muebles son parte de la economía de Murcia.

¿Qué tenemos que conocer si nos damos un paseo por Murcia? Como en muchas casi todas las capitales españolas, su esplendorosa Catedral. La Catedral de Santa María se encuentra en el casco antiguo, concretamente en la Plaza de Belluga. Comenzada a construir en el siglo XIV, fue finalizada en 1465 y presenta diversos estilos arquitectónicos como el gótico (sobre todo en el interior), el renacentista y el barroco. La catedral cuenta también con un museo donde se muestra todo el tesoro de la misma.

Ya que hemos visitado la catedral, merece la pena recorrer el casco antiguo. Aquí podemos contemplar el Palacio Episcopal, que data del siglo XVIII. A pocos metros de la catedral, la explanada conocida como la Glorieta, plaza con jardines donde también apreciamos en su interior la Casa Consistorial, de estilo neoclásico y que constituye la sede del Ayuntamiento de Murcia.

Iglesias como el Colegio de San Esteban o la Iglesia de San Pedro, o edificios de la época musulmana como los alcázares Seguir y Nasir o el yacimiento arqueológico del arrabal de la Arrixaca, en el antiguo jardín de San Esteban, cuyo proyecto en museo para el público está en puertas. Y también edificaciones de diferentes estilos arquitectónicos como el Palacio Pacheco, de estilo renacentista, o el Jardín de Floridablanca, que data del romanticismo del siglo XIX, son algunos de los muchos lugares que podemos recorrer en nuestro paseo por Murcia.

Teatros como el Teatro Romea, situado en la Plaza Julián Romea, el Teatro Circo, que en la actualidad es el Centro Experimental de Artes Escénicas, o el Teatro Bernal, localizado en la pedanía de el Palmar. Y museos como el Museo de Arqueología, el Museo de Bellas Artes, el Museo de la Ciencia y el Agua o el Museo Taurino son sólo una pequeña oferta cultural de lo que ofrece la capital de la región murciana.

Y después de las largas caminatas que necesitaremos para poder apreciar todo ello, que mejor que una buena comida con platos típicos de la ciudad, como el Zarangollo (revuelto de huevo con calabacín, cebolla y patata), las albóndigas de bacalao, las codornices rellenas, o los Paparajotes, postre típico a base de hojas de limonero recubiertas con una masa hecha de harina y huevo que, una vez fritos, se espolvorean con azúcar y canela.

Murcia, que además de destacar en nuestro país y el resto de Europa por su formidable industria agrícola, ofrece a cualquier visitante del globo una magnífica postal cultural de la que podemos disfrutar en cualquier momento del año.

Vía | murciaturistica
Foto | flickr-fotógrafo Santa Pau

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.