La Estatua de la Libertad, un símbolo de Nueva York

Escrito por: mvargas    25 marzo 2012     4 Comentarios     2 minutos

El símbolo norteamericano, una de las finalistas de las nueve maravillas del mundo y todo un icono de la ciudad a la que representa… La Estatua de la Libertad, cuyo nombre original es «La libertad iluminando el mundo», fue un regalo que Francia le hizo a Estados Unidos en el año 1886 con motivo de la conmemoración del centenario de la Declaración de Independencia. Este significativo monumento se sitúa en la llamada isla de la Libertad, justamente al suroeste del famoso barrio de Manhattan y junto a la desembocadura del río Hudson. Para acceder a ella y visitarla deberemos de tomar un ferry desde Battery Park.

El escultor al que le corresponde la autoría de dicha estatua es el alsaciano Fréderic Auguste Bartholdi, aunque éste estuvo acompañado en su proyecto de otros grandes nombres, como el del ingeniero Gustave Eiffel o el del arquitecto Eugène Viollet-le-Duc. Todos ellos convirtieron a la Estatua de la Libertad en el monumento más turístico y visitado de Nueva York, el cual, además, fue incluido en la lista de Patrimonio de la Humanidad de la Unesco en el año 1984.

Su altura es de unos 46 metros, lo que la sitúa en el puesto número 25 de las estatuas más altas del mundo, justo por detrás del Monumento a la Virgen de la Paz de Trujillo, en Venezuela. Por otro lado, una de sus cositas más interesantes, como supongo que muchos y muchas sabréis, es que cuenta con un fantástico mirador desde el que jamás imaginaréis lo bonito que puede llegar a ser asomarse en él y contemplar la belleza de una de las ciudades más espectaculares del mundo. Y es que… ¿Quién no ha soñado alguna vez con visitar la Gran Manzana?

Vía | tuguíadenuevayork
Foto | Flickr-Erik Daniel Drost

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.