La Navidad y el Año Nuevo en Japón

La Navidad y el Año Nuevo en Japón

Escrito por: Xavi    8 diciembre 2016     Sin comentarios     2 minutos

Aunque la mayoría religiosa en Japón se decanta por creencias orientales como el budismo o el sintoísmo, y aunque el cristianismo sea minoritario (apenas el 2% de la población), en el país del sol naciente se celebra la Navidad. ¿Por qué?, te preguntarás, pues sencillamente porque los japoneses no pueden resistirse al encanto de una festividad que aúna diversión con ese punto comercial de estas fechas.

En Japón se popularizó la Navidad a partir de la Segunda Guerra Mundial, al igual que fue ocurriendo con otras fiestas de influencia norteamericana como Halloween o el Día de San Valentín. Así pues, los japoneses vienen a celebrar una Navidad muy americana, con protagonismo especial para el pollo frito de la cadena KFC, que desde los setenta se ha convertido en la curiosa comida especial de los japoneses para el día de Navidad.

Un día de Navidad que, por cierto, no es festivo, por lo que todo en las principales ciudades funciona igual que otro día cualquiera. Es un día perfecto para salir, con el añadido de que las calles, las tiendas y los restaurantes lucirán una decoración muy navideña, y ojo porque los japoneses no escatiman nada a la hora de poner luces ni en fuegos artificiales.

Los japoneses dejan sus deseos de Añonuevo en los templos

Las fiestas de Año Nuevo sí cuentan con mayor arraigo en Japón, al punto de que son de las más importantes que se celebran en el país. Son unas fiestas llenas de tradiciones y de carácter familiar, de tal modo que si la Navidad es una fiesta totalmente callejera y comercial, el Año Nuevo es para vivirlo en casa, entre los tuyos y siguiendo una serie de ritos.

Lo más popular para dar la bienvenida al nuevo año es acudir a los principales templos religiosos de las ciudades. En ellos también sonarán campanas pero no doce como en la Puerta del Sol de Madrid, sino hasta 108, el número de pecados terrenales según los budistas. A los turistas que se acercan a estos templos se les agasaja para que adquieran todo tipo de amuletos y talismanes.

Si es importante el cómo se despide el año, aún más lo es el cómo se le da la bienvenida. Los japoneses le dan mucha importancia a todos los primeros: las primeras plegarías y deseos, la primera comida, la primera limpieza y hasta la primera carta, que se recibe ese mismo día pues, curiosamente, hay servicio postal el 1 de enero.

Foto 1 | Flickr – Miki Yoshihito
Foto 2 | Flickr – Natasha Suslina

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.