Visitar las Dunas de Baní

Visitar las Dunas de Baní

Escrito por: bgarcia    20 junio 2012     Sin comentarios     2 minutos

Situadas al sur del país, en la Península de Las Calderas, entre los poblados de Matanza, Las Calderas y Las Salinas, las Dunas de Baní son un monumento natural declarado Área Protegida en 1996. Es un área extensa, de 15 kilómetros de largo y un máximo de 3 kilómetros de ancho de fina arena que forma un pasaje desértico en pleno trópico. Son una barrera natural contra los vientos huracanados.

Las Dunas de Las Calderas, su nombre oficial, están formadas por los sedimentos que llegan desde el arroyo Bahía, que desemboca a unos 5 kilómetros, del río Baní a unos 12 kilómetros y del río Nizao que desemboca a unos 25 kilómetros de distancia. Son ricas en feldespato y cuarzo lo que les da un color oscuro, y son obra de las olas del Caribe, la brisa y los vientos de esta parte del país. Se formaron en el pleistoceno y pueden alcanzar los 35 metros de altura. Es un lugar único de gran belleza que atrae a los amantes de la fotografía y la naturaleza.

La flora es la propia la zona ecológica del Bosque Seco Subtropical pero con peculiaridades porque en la zona norte también hay varias especies de mangle. En cuanto a los árboles de fijación, encontramos el aceituno y el cambrón, además de cactus. Pequeños lagartos y aves forman la fauna de las Dunas de Baní.

Se pueden visitar desde Santo Domingo, que está a una hora y media aproximadamente, o pernoctar en Las Salinas. La visita dura una hora y media y se puede hacer por libre o contratar un guardaparques para una visita guiada. Es recomendable llevar calzado adecuado porque la temperatura es muy elevada.

Vía | Wikipedia
Foto | Flickr-Sotojose2004


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.