Cinco platos típicos para descubrir en Alemania

Cinco platos típicos para descubrir en Alemania

Escrito por: Victor Alós    27 diciembre 2017     Comentario     2 minutos

Alemania es un país que va más allá de las salchichas, que aunque tienen especialidades muy diversas y que ofrece una gran variedad de carnes con verduras

Cuando viajamos hasta Alemania, solemos pensar en que nos vamos a hartar de comer salchichas. Eso sí, de una variedad bastante ámplia, pero salchichas al fin y al cabo. Pero nada más lejos de la realidad. Aunque las salchichas sí que son muy populares, los platos que podemos encontrar en Alemania son mucho más que eso. La cocina alemana se basa en la carne, principalmente de cerdo, aunque también podemos encontrar otro tipo de carnes. La ternera y las aves de corral también son bastante populares y siempre se consumen con verduras o salsas bastante sabrosas y potentes.

Vamos a repasar alguna de las especialidades que vamos a encontrar durante una visita a Alemania, comenzando con un producto que va a servir para matar el gusanillo antes de comer y que podría ser similar a los palitos de pan que se toman en Italia y que en la zona de Valencia se llaman “rosquilletas“. Se trata del Pretzel, un pan salado que tiene forma una especie de corazón con tres radios y que también es muy popular en Estados Unidos, como ya hablamos en alguna ocasión. Hay una variante dulce, aunque se suele consumir en su versión salada y sirve para cualquier hora del día.

Chucrut

Este típico acompañamiento para la carne no es originario de Alemania y es típico en muchos países europeos. Se trata de un plato compuesto por col fermentada, lo que le aporta un sabor muy característico, algo ácido. Es normal encontrarlo junto a salchichas o platos de carne. Es un buen acompañamiento y su sabor ayuda a hacer más interesante la carne a la que acompaña. Es un acompañamiento bastante sano y si consigues superar el sabor inicial, es una buena opción.

Kassler

Este plato está compuesto por un corte de cerdo muy fino y tierno, ahumado. No suele condimentarse, dado que es muy tierno. Se sirve, claro, con patatas y chucrut, que como ya sabemos, se utiliza para potenciar el sabor de cualquier cosa a la que acompañe.

Codillo horneado

El codillo horneado recibe el nombre de ‘eisben‘. Se trata de un codillo horneado a baja temperatura, lo que permite obtener una textura muy suave y un sabor muy intenso. Se condimenta con muchas especias, lo que ayuda a ofrecer ese sabor tan característico, que se refuerza con el acompañamiento de chucrut y patatas, tanto cocidas como en forma de puré.

Apfelstrudel

Las tartas son algo indispensable para la cocina alemana y si hay un tipo de tarta que entusiasma a los alemanes es la tarta de manzana. Se trata de un pastel hecho con masa fina hojaldrada, que normalmente se rellena con manzana, aunque puede tener cualquier otro relleno. Es una de las recetas más internacionales y se puede disfrutar en muchos países.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.