Las cinco cosas que has de ver en Cuenca

Las cinco cosas que has de ver en Cuenca

Escrito por: Victor Alós    14 octubre 2019     2 minutos

La ciudad de Cuenca es una de las más turísticas de España, con rincones únicos que invitan a callejear por una ciudad pequeña y muy acogedora para el visitante

Cuenca es una de las ciudades más turísticas de España, porque tiene muchos atractivos que la hacen única. Quizá no sea una de las más visitadas, pero desde luego es una ciudad que invita a pasear por sus calles y descubrir rincones que son fantásticos y que no tienen igual en todo el país. Vamos a enseñarte las cinco cosas que no debes perderte en tu visita a Cuenca.

Las Casas Colgadas

Este es el principal reclamo de Cuenca. Mucha gente las llama Casas Colgantes, aunque su nombre real es el de Casas Colgadas. Y eso es porque están construidas en el borde de la pared de la Hoz del río Huécar. Se levantaron hace unos 600 años y hoy se conservan tres de ellas. Dos de esas tres Casas Colgadas se pueden visitar, ya que la Casa de la Sirena tiene en su interior un mesón y las Casas del Rey son la sede del Museo de Arte Abstracto Español.

Casas Colgadas Cuenca

El puente de San Pablo

El Puente de San Pablo permite pasar de una orilla a la otra del río Huécar. Aunque actualmente es un puente de metal y madera, en principio era un puente con cinco arcos de piedra. De estos solo quedan varios restos, así que solo se puede intuir ese pasado. El puente, tal y como se conoce ahora, se construyó a principios del siglo XX y parte desde las Casas Colgadas hasta el Convento de San Pablo, que hoy acoge al Parador Nacional de Turismo.

Convento de San Pablo

El Convento de San Pablo se construyó en el año 1523 para la Orden de los Dominicos y se reformó para convertirlo en Parador de Turismo. Aunque es uno de los lugares más conocidos de Cuenca solo puede ser visitado por los huéspedes y los clientes del restaurante y la cafetería.

Cinco platos tradicionales de Cuenca que no debes perderte

Cinco platos tradicionales de Cuenca que no debes perderte

Cuenca es una provincia con muchas cosas que ver y disfrutar, pero además se puede tomar unos platos tradicionales que hará que la visita sea más agradable

LEER MÁS

La Catedral

La Catedral de Cuenca es el primer edificio que se edificó en Cuenca tras la Reconquista, así que es una de las catedrales más antiguas de Castilla-La Mancha. Está levantada en estilo gótico con toques normandos y se considera la primera construida en este estilo. Está abierta al público de lunes a domingo excepto los días de las fiestas de San Mateo; 24, 25 y 31 de diciembre; 1 y 6 de enero; domingo de Ramos y Resurrección, Jueves Santo por la tarde y Viernes Santo. El precio de la entrada es de 4,50 euros.

La plaza Mayor

La Catedral de Cuenca está ubicada en la Plaza Mayor, el centro neurálgico de la ciudad. En esta emblemática plaza se puede ver el Ayuntamiento; las Casas Pintadas, un grupo de edificios pintados con vivos colores; el Convento de las Petras y se pasa por esta plaza para acceder a las Casas Colgadas y los barrios de San Miguel y San Martín.

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.