Nagykanizsa, gran tradición comercial en el condado de Zala

Nagykanizsa, gran tradición comercial en el condado de Zala

Escrito por: slopez    15 diciembre 2013     Sin comentarios     2 minutos

Existen ciudades en Hungría que han alcanzado gran importancia y curiosidad por conocerlas debido a un crecimiento económico. Este es el caso de la localidad de Nagykanizsa, en el condado de Zala. Durante siglos, esta ciudad fue aumentando su nivel como nexo de unión de diferentes rutas comerciales que se extendían desde el Mar Adriático hasta ciudades tan importantes como la capital del país, Budapest, o la capital de Austria, Viena.

Sobre mediados del siglo XIII, el nombre de esta localidad comenzó a tener su eco, aunque no sería hasta el siglo XVI cuando realmente alcanzaría la importancia económica y comercial que la caracterizó durante siglos. Ya, a principios del siglo XX y tras una época de caída, volvió a resurgir a través del petróleo que recorría su sub-suelo, convirtiéndose en el mayor centro del mismo en todo el país. La fabricación de la famosa cerveza Kanizsa o de variedad de muebles también aportan su granito de arena en ese crecimiento económico de la actualidad.

Pero no va a ser todo hablar de la importancia económica de Nagykanizsa. Por las calles y zonas de la ciudad encontramos lugares interesantes para recorrerla. Entre ellos, destacar parques y plazas. El parque central de la ciudad es el conocido Károlyi Park o plazas como las de Kossuth, Eötvös o Erzsébet, que comenzaron a aparecer pasado la mitad del siglo XX.

Otro lugar atractivo para visitar es la Casa del Hombre de Hierro, un edificio de estilo barroco que data del siglo XVIII, reconstruida a estilo neoclásico en el siglo XIX. Se denomina así por una antigua empresa ferretera que se encontraba en sus dependencias y que pertenecía a la familia Batthyány. En la actualidad, podemos encontrar diversos locales comerciales y artesanales en los bajos del edificio.

En el número ciento cuarenta y cuatro de la calle Gébárti, encontramos la casa de la Cámara de los Artesanos. Este edificio cuenta con veinte años desde su apertura y, en su interior, podemos encontrar la artesanía tradicional húngara en talleres textiles, de herrería o de cerámica. Abierto todo el año, de lunes a viernes, de 9 de la mañana a 3 de la tarde. En verano, hasta las 7 de la tarde.

Probablemente, la ciudad de Nagykanizsa no aparecería en la agenda de ninguno de ustedes para planificar unas vacaciones o unos días libres. Pero creo que les hemos dado pistas suficientes como para crearles curiosidad y que la visiten próximamente. Aunque algo desconocida, nos ofrece lugares culturales y curiosos para que la recorramos y conozcamos algo más del país magiar.

Vía | wikipedia
Foto | flickr-Tom Csizmadia

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.