Yad Vashem, el museo del holocausto

Yad Vashem, el museo del holocausto

Escrito por: slopez    8 abril 2013     Sin comentarios     2 minutos

Numerosos lugares han recogido todo lo relacionado con los hechos sucedidos durante la II Guerra Mundial. En Israel, también son varios los monumentos, edificios o museos que recuerdan a las víctimas del Holocausto. Uno de ellos es la institución oficial del país sobre estos hechos. El Museo Yad Vashem.

Localizado en Jerusalén, su nombre tiene origen en palabras recogidas de la Biblia por el profeta Isaías. La idea de este museo proviene del año 1942, en respuesta a los atroces crímenes que se estaban cometiendo contra los judíos. A partir del final de la guerra (1945) fue tomando una forma más seria hasta llegar a convertirse en lo que conocemos hoy día.

Dentro del edificio tenemos varias dependencias que podemos visitar. Además del Museo de Historia del Holocausto, encontramos un Museo de Arte, un Pabellón de Exposiciones, un centro de aprendizaje y otro visual y una Sinagoga. Todos ellos a disposición de público y profesionales a la vez.

El Museo del Holocausto tiene una superficie de 4.200 metros cuadrados, fundamentalmente subterráneos. Objetos originales, algunos de ellos personales, y testimonios de los supervivientes aparecen recogidos en este museo. Al final del mismo, encontramos la Sala de los Nombres, que recoge las identidades de millones de personas que perecieron en el conflicto, para acabar en una terraza que nos permite una gran panorámica sobre Jerusalén.

En el Museo de Arte se pueden contemplar más de diez mil obras pictóricas y de fotografía, algunas de ellas pertenecientes a la época del Holocausto. Exposiciones exclusivas de un artista concreto o de un tema en particular, lo convierten en un museo apto tanto para el visitante particular como para el profesional que busque ampliar información.

El museo se completa con el Pabellón de Exposiciones (que se realizan a lo largo del año), el centro de aprendizaje (donde el visitante podrá encontrar toda la información sobre el Holocausto de manera informatizada) y el centro visual, que incluye documentales y películas recopiladas por el museo desde su creación.

Finalmente, también existe un lugar de retiro y oración en el museo: la Sinagoga. La Sinagoga pretende ser un monumento para todas las sinagogas destruidas en Europa y en ella se pueden apreciar diferentes elementos como las Arcas de la Torá (la Torá conocida como las tablas de la ley), llevadas al museo procedentes de Rumanía.

El edificio del museo está abierto al público de domingo a miércoles, de 9 de la mañana a 5 de la tarde, y los jueves, de 9 a 8 de la tarde, permaneciendo hasta esa hora el Museo de Historia del Holocausto, el Pabellón de Exposiciones y la Sinagoga. El resto de dependencias, hasta las 5 y viernes y sábados, cerrados.

Vía | wikipedia
Foto | flickr-Father Maurer

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.