La Catedral de Módena, la joya del románico en Italia

La Catedral de Módena, la joya del románico en Italia

Escrito por: Xavi    21 mayo 2020     3 minutos

La Piazza Grande de Módena es Patrimonio de la Humanidad gracias a su Catedral y su Torre Ghilardina, que son las grandes joyas del románico en Italia.

La ciudad italiana de Módena se encuentra en la región de la Emilia Romaña, una de las provincias del norte del país. Rodeada por ciudades como Milán, Bolonia, Venecia, Génova o Florencia, a Módena le toca el papel de ser una de las grandes desconocidas para el turismo que viaja a Italia, aunque es una de las cunas del arte románico. Y la Catedral es el mejor ejemplo de ello, y una auténtica joya.

La Catedral o Duomo de Módena es un edificio que data del siglo XI. La ciudad tenía la necesidad de construir una iglesia para albergar los restos de San Geminiano, obispo de Módena en el siglo IV y también santo patrón de la localidad, después de que los templos que se levantaran en la misma ubicación acabaran destruidos. Al arquitecto lombardo Lanfranco fue a quien se encargó el proyecto, y tuvo en el escultor Wiligelmo de Módena a su principal ayudante.

La UNESCO decidió en el año 1997 que la Catedral de Módena debía ser considerada como Patrimonio de la Humanidad. La UNESCO consideró que esta iglesia es «una obra de arte suprema de los comienzos del arte románico», así como una muestra de «el vigor de la fe que animó a sus constructores» y de «el poder de la dinastía de los Canossa que ordenó su construcción».

La Catedral de Módena es Patrimonio de la Humanidad

La iglesia cuenta con tres naves y en su interior se encuentra el sepulcro de San Geminiano. Pero lo verdaderamente característico de la Catedral son sus esculturas, especialmente las de la fachada. Historias bíblicas como las del Arca de Noé o la de Adán y Eva se representan en bajorelieves sobre mármol, junto con otros elementos ornamentales románicos y lombardos. La iglesia cuenta con dos museos, uno en el que se guarda su Tesoro artístico, y otro llamado Museo Lapidarium, que guarda restos de las viejas iglesias, así como esculturas descartadas o dañadas.

Evidentemente, el campanario, que roza los 90 metros de altura, es otro de los elementos más llamativos de esta Catedral románico. Se lo conoce como Torre Ghirlandina, porque sus adornos de mármol parecen guirnaldas, y se construyó con esa altura para rivalizar con la de la capital de la región, Bolonia, en una época en la que tener la torre más alta era símbolo de poder. Merece la pena el esfuerzo de subir un montón de escalones para disfrutar de las vistas desde arriba.

Las 4 actividades para disfrutar en Bolonia

Las 4 actividades para disfrutar en Bolonia

Bolonia es una de las ciudades de interés para muchos turistas que busca conocer Italia, una ciudad que tiene preparada una serie de eventos y actividades para los propios italianos y para todos los turistas que deseen pasar en la ciudad unos días realmente interesantes. Lo más destacado de Bolonia es que está apenas a […]

LEER MÁS

La Catedral se encuentra en la plaza principal de Módena, la Piazza Grande. En ella también vais a encontrar el Palazzo Comunale, que hoy día es la sede del ayuntamiento de esta localidad de menos de 200 mil habitantes. El edificio es de una época posterior, de estilo barroco y también se puede visitar con una entrada que da acceso a Catedral, torre y este palacio.

Fotos | Flickr – Richard Mortel

Deja un comentario


Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.