Guimaraes, la cuna de la nación portuguesa

Guimaraes, la cuna de la nación portuguesa

Escrito por: Xavi    5 noviembre 2012     7 Comentarios     1 minuto

“Aquí nació Portugal”. Eso es lo que dicen los muros del casco antiguo de Guimaraes, la ciudad que tuvo el honor de ser la primera capital de la nación lusa. Aquello ocurrió en el siglo XII, cuando Alfonso Enríquez, hijo de españoles, se proclamó primer rey de la nación portuguesa. Por eso, a este personaje histórico lo llaman El Fundador.

Hoy día, Guimaraes es un referente turístico dentro de este país, gracias principalmente a su casco histórico, declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO. La parte más antigua de la ciudad conserva en parte el encanto de lo medieval, con ese amasijo de calles empedradas, con esas plazas salpicadas de iglesias y edificios religiosos, todo desordenado pero a su vez armonioso.

Un paseo por el casco histórico supone un pequeño repaso a la historia del arte. Los estilos arquitectónicos bailan, pasando del gótico al renacentismo, y del renacentismo al barroco. En cambio, a su alrededor, ha crecido una ciudad que desborda modernidad.

Aparte del casco histórico, de sus calles, plazas e iglesias, otra de las señas de identidad de la ciudad es el Castillo. El Castelo, a las afueras de la ciudad, tiene su origen en el siglo X. Desde sus torreones y sus murallas, si miras hacia el sur, disfrutarás de la mejor panorámica sobre la ciudad, donde sobresalen las puntas afiladas de las torres de las iglesias y la magnitud de los más suntuosos pazos y palacios.

Guimaraes es una ciudad que se encuentra en la Región Norte. Se llega fácilmente por carretera desde Braga, siguiendo la misma autopista que une a esta ciudad con Galicia.

Foto | Flickr – Am_


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

Te pedimos que lo deshabilites para
seguir disfrutando de contenido sin coste.