¿Es seguro visitar Chernobyl? Te contamos cómo hacerlo y si es seguro

¿Es seguro visitar Chernobyl? Te contamos cómo hacerlo y si es seguro

Escrito por: Xavi    27 julio 2019     3 minutos

Debido al éxito de la serie de HBO, Chernobyl se ha convertido en el sueño de muchos turistas. Te contamos cómo se puede visitar y los riesgos que entraña.

Al final de Juego de Tronos, a los suscriptores de HBO les llegó un regalo en forma de mini serie llamado Chernobyl. A través de cinco capítulos se repasa de manera fidedigna (aunque con las lógicas licencias de guión) la historia de la mayor tragedia nuclear de la historia, el cómo sucedió, y el cómo pudo ser peor.

E igual que sucede con cualquier cosa de éxito, viajar hasta la central nuclear de Chernobyl se ha convertido en el sueño de muchos turistas. Un sueño que se puede hacer realidad «fácilmente» (entre comillas porque no es fácil ni barato conseguir plaza) pero que encarna un riesgo importante, porque no es lo mismo viajar a Dubrovnik a ver los escenarios que sirvieron de inspiración para recrear Desembarco del Rey que acceder a una zona de exclusión de más de dos mil kilómetros que va a seguir así, cerrada, durante cientos o probablemente miles de años, aunque ya los niveles de radiación no sean los de hace treinta años.

Adentrarse actualmente en la zona de exclusión y llegar a Chernobyl supone, según los expertos, como hacerse una placa de rayos X. Eso sí, procura no salirte del camino marcado, procura ir tapado y procura no tocar nada de allí, ya sea un ser vivo (como los perros abandonados que todavía hay) o los objetos que quedan y que aún no se han llevado. Lo de no salirse del camino también sirve para evitar otro tipo de riesgos, el mismo en este caso que cuando se visita cualquier lugar en ruinas y abandonado de todo mantenimiento, el que algo se derrumbe o el que el suelo se abra bajo tus pies y ocurra un accidente no deseado.

La ciudad fantasma de Pripiat, en Ucrania

Por eso, los tours que te llevan a Chernobyl y que normalmente salen desde la capital ucraniana, Kiev (a unas dos horas de camino) son siempre tours guiados, reservados con antelación y sólo para mayores de edad. Las restricciones, más allá de las que ya he nombrado, incluyen cosas como no comer ni beber al aire libre, llevar ropa que cubra el cuerpo (prohibido falda o pantalón corto, manga corta y por supuesto, chanclas) y no sentarse ni dejar objetos personales en el suelo. Cualquier cosa que, en el control de vuelta, supere unos niveles de radiación, será requisado, incluido en casos extremos la ropa del turista.

Y es que para entrar y para salir de la zona de exclusión hay que pasar diferentes controles de seguridad, especialmente importante el de vuelta donde mirarán como ya hemos dicho tus niveles de radiación y si has extraído algo, lo cual está totalmente prohibido. En medio está la visita, que según el tour que se haya escogido puede incluir desde un paseo por la ciudad fantasma de Pripiat (aunque ya está prohibido acceder a los edificios por riesgo de derrumbe) hasta incluso una visita a la propia central nuclear. También hay tours guiados de más de un día, por lo que los visitantes pueden pasar la noche en el único hotel dentro de la zona.

El éxito de la serie ha despertado un nuevo interés por Chernobyl en una época en la que hay gente que hace cualquier cosa por un like en uan foto o un vídeo. A buen seguro, el porcentaje de visitas va a subir muchísimo de aquí en adelante y os invitamos a que, si os place y siempre desde el respeto y con conciencia, hagáis este viaje que es la mar de interesante porque conocerás de primera mano una de las mayores tragedias que hemos sufrido en el siglo XX y cuyo coste todavía estamos pagando.

Foto 1 | Flickr – Ian Bancroft
Foto 2 | Flickr – Cray Gilliland

Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.