Cinco cementerios para descubrir en Cantabria

Cinco cementerios para descubrir en Cantabria

Escrito por: Victor Alós    23 octubre 2018     Sin comentarios     3 minutos

Los cementerios se han convertido en lugares para visitar en muchos de los destinos más populares de las vacaciones para descubrir la arquitectura funeraria

Aunque parezca algo tétrico, los cementerios se han convertido en lugares turísticos que recogen parte de la cultura de algunos pueblos. Te invitamos a que te acerques hasta el cementerio de tu destino de vacaciones, porque seguro que te va a gustar lo que encontrarás allí. Por ahora, vamos a hacer un recorrido por cinco cementerios de Cantabria que tienen un algo especial y que estamos seguros de que te van a encantar. ¿Te animas a recorrerlos con nosotros?

Comillas

El Cementerio de Comillas está ubicado en lo alto de una pequeña colina junto al mar. Ocupa el lugar donde originalmente estaba la iglesia gótica de la población. En su interior tiene alguno de los mausoleos de familias importantes de la zona, como la familia Piélago. Destaca la fachada modernista que da acceso al camposanto, con una tapia de mampostería y un ángel que la preside. Está incluido dentro de la ruta modernista que recorre Comillas, así que raro será que si visitas esta bonita población cántabra no acabes pasando por allí.


Cementerio de Comillas

Necrópolis rupestres de Valderredible

Las Necrópolis Santa María de Valverde, Santa Leocadia en Castrillo de Valdelomar, Santa María de Peñota en Sudilla y San Pantaleón en La Puente del Valle son alguna de las que puedes encontrar en Cantabria, en mitad del monte. Son construcciones medievales que albergan tumbas excavadas en roca que datan de la época medieval. En Santa María de Valverde se puede encontrar, además, un Centro de Interpretación del rupestre, en el que se encuentran las claves para entender qué se está viendo y cómo se hacían estos enterramientos. Una guía muy práctica para descubrir las costumbres en esas épocas pasadas.

La Ballena, en Castro Urdiales

El Cementerio de La Ballena en Castro Urdiales está considerado Bien de Interés Cultural y está ubicado sobre un pequeño trozo de tierra que se eleva sobre el mar, como una península. Es uno de los ejemplos más característicos de la arquitectura funeraria española y en él se pueden ver varios estilos, que combinados crean una imagen muy interesante que hay que conocer.

Cementerio La Ballena en Castro Urdiales

Caloca, en Liébana

El cementerio de Caloca, en Liébana, es el cementerio a mayor altitud de Cantabria. Se encuentra a 1.108 metros de altitud y está anexo a la iglesia románica de la Asunción,por lo que no es muy grande, pero sí muy aconsejable para visitar.

Ciriego, en Santander

La capital también tiene uno de los cementerios más conocidos de la Comunidad Autónoma. El Cementerio de Ciriego es el más alto de Cantabria y cuenta con unas espectaculares vistas al mar. En este cementerio se pueden encontrar mausoleos dedicados a muchas figuras culturales de Cantabria, así que se trata de una visita prácticamente obligada durante la estancia en Santander.

Hay muchos más cementerios, tanto en Cantabria como en el resto de España, que hay que visitar y conocer, dejando (o no) el morbo en la puerta y maravillándose de la manera de construir estos lugares repletos de historias.


Deja un comentario

Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.