Hotel The Clarence, estilo vanguardista en Dublín

Hotel The Clarence, estilo vanguardista en Dublín

Escrito por: slopez    25 agosto 2013     2 minutos

Si de algo no podemos acusar a Dublín es de no tener una oferta de alojamientos adecuada a todos los gustos y todos los bolsillos. En este caso, hoy vamos a darnos un paseo por la ribera del famoso río Liffey para conocer uno de los hoteles más modernos de Irlanda: The Clarence.

El hotel The Clarence, ubicado en la zona de Wellington Quay, ofrece una visión de la Irlanda del siglo XXI, pero siempre respetando el estilo y modernidad del momento actual. Elegante a la vez hogareño y repleto de la típica hospitalidad irlandesa, es un lugar ideal para pasar unos días en Dublín.

En el hotel encontramos un total de cuarenta y nueve habitaciones y suites con diferentes categorías como standard, superiores y la espectacular Suite Penthouse. Un amplio y variado colorido, unido a cortinas de terciopelo de algodón, alfombras, sillas de cuero y cabeceros tapizados decoran una habitación de ensueño.

En el Salón Clarence de Masajepodremos encontrar diversos programas para relajar nuestro cuerpo y olvidarnos de todo. Masajes de piernas, de brazos, de espalda, completos faciales, tratamientos de aromaterapia o masaje sueco con variedad de esencias de aceites. ¿Acaso no les apetece?

La Suite Clarence para eventos y celebraciones está preparada para albergar hasta ciento veinte personas, bien en estilo recepción o con tres subdivisiones de reparto, incluyendo todos los servicios de comunicación y las tecnologías más modernas para poder realizar una reunión de lo más profesional.

Y que decir de uno de los días más felices de la vida de una pareja. En The Clarence, la celebración de una boda se convierte en un momento muy especial, con el asesoramiento de un personal especializado para que ese día jamás pueda borrarse de su memoria.

A la hora de un buen almuerzo, una cena o, simplemente, tomar una copa, The Clarence nos ofrecerá un fenomenal marco. Con la colaboración de reconocidos chefs de Alemania, podremos degustar lo más típico y las últimas tendencias del arte culinario. Un espectáculo de sabores digno de degustar.

Si hablábamos de tomar una copa, es indispensable hacerlo en el Octagon Bar, una barra de forma octogonal, rodeada de unos ventanales que permiten ver parte de Dublín, además de ir acompañados de una chimenea con un reloj, también octogonal, sobre ella. Un lugar ideal para disfrutar tranquilamente de una copa.

Les hemos puesto en el papel las maravillas del hotel The Clarence en Dublín. Ahora son ustedes las que deben descubrirlas en su paso por la capital de Irlanda. Una estancia inolvidable que no se deben perder. Por cierto, ¿sabían que uno de los propietarios de este hotel es el cantante de U2, Bono? Sin duda, todo lo que rodea a The Clarence es buen gusto.

Vía | theclarence
Foto | flickr-planet-j9

un comentario

  1. los hoteles de dublin siempre son lujosos pues el estilo de vida de alla es mas comodo no como aca en puebla que nadamas no son buenos

Deja un comentario


Parece que tienes habilitado AdBlock.

La web podría no funcionar bien
si no lo deshabilitas.